Las investigaciones sobre el caso de José Eduardo continúan, y la defensa de los policías no aceptó las recomendaciones de la CNDH

MÉRIDA.- La defensa no acepta de ninguna manera las recomendaciones que realiza la Comisión Nacional de Derechos Humanos sobre la investigación de la detención y muerte de José Eduardo Ravelo Echevarría, afirmó el licenciado David Dorantes Cabrera, defensor de tres de los cuatro policías municipales de Mérida acusados.

Precisó que la CNDH no ha notificado a los policías ni a él de la recomendación que realiza a la Fiscalía General del Estado y a la Fiscalía estatal y al alcalde de Mérida, Renán Barrera Concha.

Te podría interesar: Caso José Eduardo: Madre buscará desmentir la versión de la FGR

Pero con lo que ya leyó en la prensa sobre los términos del resolutivo, puede afirmar que es una recomendación que surgió con datos no actualizados, que quien lo hizo “no tiene los conocimientos científicos para calificar posibles delitos que no hubo y tiene un matiz más político que jurídico”.

“Son totalmente excesivas estás recomendaciones, afortunadamente no son vinculantes y hay una investigación científica que hizo la Fiscalía General de la República que no puede cambiar y es contundente sobre las causas denunciadas de tortura, violación y causas de la muerte de ese joven“; manifestó el litigante.

“Tranquilos” ante caso José Eduardo

“Estamos tranquilos (él y los policías acusados del homicidio, tortura y violación) porque la investigación no se puede cambiar. Está tan mal está recomendación que pide continuar la investigación, la investigación no ha finalizado, continúa y no hay un juicio final y la CNDH ya determinó responsabilidades. Fue una recomendación aventurada, sin datos actuales porque no valoró ni incluyó la investigación exhaustiva que hizo la FGR”, añadió.

Te podría interesar: Caso José Eduardo: policías involucrados ‘tranquilos y preocupados’

Llamado a Renán Barrera

Dorantes Cabrera dijo que así como él y los policías municipales de Mérida no aceptan está recomendación, espera que el alcalde Renán Barrera tampoco lo acepte porque no está apegada a todas las investigaciones que se han realizado sobre el caso. “Y la investigación de la FGR, que atrajo el caso basado en la ley federal, fue contundente: no hubo tortura, no hubo violación y la muerte de José Eduardo fue por neumonía”.

Afirmó que cuando reciba la notificación y el documento oficial de la CNDH los revisará con detenimiento y dará respuesta.

“No se puede emitir una recomendación si no ha concluido una investigación. Se adelantaron y creo que es por alguna presión”, dijo.

“La CNDH está queriendo presionar a la FGR. incluso obligó a que retire su comunicado de la investigación, pero aunque ya no sea público, su contenido no puede cambiar”.

El abogado consideró que la recomendación adelantada de la CNDH solo está basada en la investigación inicial que realizó la Fiscalía estatal, que también resultó afectada (la FGR determinó en su investigación sobre la tortura y muerte de José Eduardo que la FGE falsificó evidencias y pidió sanción para tres funcionarios que llevaron la investigación estatal).

Una mala interpretación de la CNDH

Explicó que una clara mala interpretación de los hechos es que la CNDH sostiene que hay violación de la víctima, pero los estudios científicos y médicos dicen lo contrario. Los estudios científicos médicos y forenses federales señalaron contundentemente que no halló características recientes de alguna penetración anal en la víctima.

Te podría interesar: FGR afirma que José Eduardo no falleció por agresiones

“Quién hizo la recomendación de la CNDH carece de conocimientos médicos, proctológicos y jurídicos, es básico saber que para que haya una violación tiene que haber alguna lesión o desgarramiento reciente y en este caso no lo hubo”, afirmó. “En una violación se ejerce violencia en la penetración y por ello la víctima resulta con lesiones, aquí, según los estudios forenses y médicos, que están basados en la ciencia, no fue violentado”.

Calificó como irrelevante la recomendación y espera tener el documento para estudiarlo a fondo y promover recursos legales para que lo declaren improcedente.

“Lo bueno es que no es obligatoria, no es vinculatoria en el terreno jurídico y si uno considera que no es correcto la puede rechazar, lo cual haremos”, anticipó.

¿Qué pasa con el dictamen de la FGR?

Se le preguntó si la FGR ya emitió su dictamen de no ejercicio de acción persecutoria contra los cuatro policías municipales de Mérida con lo cual quedarían jurídicamente libres de toda responsabilidad. Hasta hoy, la FGR no ha dado respuesta a su solicitud, lo que también es un elemento legal de que el caso no está cerrado totalmente.

El abogado no había conversado con los cuatro policías que fueron detenidos, consignados y liberados por este caso, pero les explicaría los alcances de la recomendación de la CNDH para que estén tranquilos.

Tampoco ha denunciado civilmente al gobierno del Estado por los perjuicios contra los policías porque está en espera del resolutivo del no ejercicio de acción penal contra sus defendidos.

ALCHILE Síguenos en Google News