dinero niño diamantes free fire

El niño era intimidado por un sujeto quien lo alentaba a seguir sacando dinero, para darle “diamantes” de Free Fire, el hombre fue detenido por la policía

BOLIVIA- Un niño de unos 11 años en la ciudad boliviana de Caranavi sustrajo alrededor de 6 mil dólares a su familia para comprar “diamantes” del juego de video Free Fire, en un caso en el que se arrestó al hombre que se cree indujo al menor.

Como resultado de las investigaciones de la policía hay un detenido de 22 años “que generaba intimidación y amenazas para que el menor siga sustrayendo el dinero”, manifestó a los medios el jefe de la Unidad de Trata y Tráfico de la Fuerza Especial de Lucha contra el Crimen (FELCC), Boris Gutiérrez.

Te puede interesar: Menos abortos en Texas en el primer mes bajo nueva ley

El arrestado es el dueño de dos salas de computación con conexión a internet en Caranavi, una pequeña ciudad situada a unos 161 kilómetros al noreste de La Paz, y que han quedado clausurada tras los actos preliminares de investigación.

El niño de 11 años sabía dónde guardaban el dinero sus padres y fue sacando varias cantidades hasta completar los 6 mil dólares.

El menor no era consciente de la cantidad exacta de dinero que entregó al individuo que únicamente le otorgó algo más de 1 mil dólares en” diamantes”.

Los “diamantes” son una especie de moneda que sirve para acceder a distintos niveles del juego, según la versión de los medios locales.

La Policía arrestó al sujeto que indujo al menor a darle el dinero tras considerar que “ha perturbado su integridad” y por lo que ahora debe afrontar la acusación de corrupción de menores.

Casos de trata de personas por medio de un juego

El año pasado se conocieron algunos casos de menores bolivianos declarados como desaparecidos que fueron captados por extranjeros a través de esa aplicación de combate o supervivencia. Se cree pertenece a redes de trata y tráfico de personas.

El caso más sonado fue el de un adolescente de 14 años de La Paz que tras conocer algunos amigos del exterior por medio del juego abandonó su hogar y emprendió un viaje hasta llegar a Ecuador donde supuestamente estaban los que lo habían contactado.

El padre del joven se dirigió a ese país en su búsqueda tras una llamada que hizo su hijo a una de sus hermanas, hasta encontrarlo conviviendo con un grupo de indigentes.

Con información de EFE.

Síguenos en Facebook.

ALCHILE Síguenos en Google News